Wednesday, January 29, 2014

EL MITO DE LAS ESTERILIZACIONES FORZADAS Y EL OSCURANTISMO FEMINISTA

La mujer del César, no solo debe ser honrada, sino parecerlo” Julio César.                   

por Susana Danino @Berkeliana
                        
En los últimos días, las ONG asociadas a la CIDH, como el Movimiento Manuela Ramos, Flora Tristan, DEMUS, CLADEM e IDL han levantado sus voces de protesta por la decisión de la Segunda Fiscalía Supraprovincial de Lima, fiscal Marco Guzmán Baca, de archivar  la investigación por el caso de las esterilizaciones forzadas ocurridas en la década del 1990, y concluyó que los investigados Alberto Fujimori y su ex ministros de Salud Alejandro Aguinaga, Marino Costa Bauer y Eduardo Yong Motta no tienen ninguna responsabilidad delictiva. 

Una de las voces que reclama por el fallo de archivamiento y que sustenta la tesis de miles de esterilizaciones forzadas es el Movimiento Manuela Ramos (en adelante citada con las siglas MMR). Ana María “coca” Yañez exdirectora del MMR y Jennie Dador miembro también de esta ONG apoyaron al gobierno de Fujimori en el programa de planificación familiar e incluso ambas fueron parte de la representación peruana en la Conferencia Internacional sobre la Población y el Desarrollo de 1994 en El Cairo, promovida por las Naciones Unidas.


La Conferencia en El Cairo se convino para resolver problemas mundiales. Entre estos problemas, estaban el aumento de la población mundial, crecimiento económico sostenido, desarrollo sostenible, situación educacional y económica de la mujer, la pobreza, el medio ambiente, etc.  En dicha conferencia la representación peruana aprobó por escrito el Programa de Acción, pero dejó constancia entre otros: 

"2. En este marco, cabe mencionar el artículo segundo de la Constitución del Perú, que reconoce a todas las personas el derecho a la vida desde el momento de la concepción; el aborto se encuentra debidamente tipificado como delito en el Código Penal peruano, con la única excepción del aborto terapéutico. " (139)


"3. El Perú encara el aborto como un problema de salud pública que debe ser enfrentado, principalmente, a través de la educación y de programas de planificación familiar. 

4. El Programa de Acción contiene conceptos como los de "salud reproductiva", derechos reproductivos" y "regulación de la fecundidad", que en opinión del Gobierno requieren de una mayor precisión y de una determinante exclusión del aborto por ser un método contrario al derecho a la vida." (140)

Ana Maria Yañez
Fuente: La Primera Digital. 5 de abril del 2012

Por lo tanto, el MMR tuvo conocimiento y fue partícipe del Acuerdo del Cairo de 1994. Igualmente estuvo informada de la posición del gobierno del Perú ante los temas de planificación familiar. También sabía que "alcanzar metas" (105) sobre los acuerdos, era un perfil convenido en el "Programa de Acción"; y que se refiere literalmente al éxito de los diferentes programas. ¿Por qué denunciar después que ellas mismas avalaron el plan de planificación familiar?  ¿Porqué ahora apoyan la noción que, "alcanzar metas" era una política de Estado para las esterilizaciones forzadas? Es más, en el informe Diferencia Internacional sobre la Población y el Desarrollo Cairo + 20: sobre una lectura de la plataforma para la accion del Cairo a 20 años en el Perú (1994-2014) de las organizaciones PROMSEX, el Movimiento Manuela Ramos y CENDIPP, se reconoce que:

"Dicha conferencia significó un cambio de visión sobre las políticas de población y desarrollo, las cuales pasaron de centrar la discusión en estadísticas y números a la valoración de las personas como el punto central de la misma.
Asimismo, significó el comienzo de las discusiones que versan sobre los derechos sexuales y reproductivos de la población en general, pero con énfasis en las mujeres, ratificando su derecho a decidir sobre su reproducción a través de la información y acceso a métodos anticonceptivos, promoviendo la equidad e igualdad entre los sexos, y eliminando la violencia contra las mujeres". (6). 

Cabe señalar que durante los años de 1996 al 2002 el MMR desarrolló una propuesta normativa en apoyo a la ley de control de la natalidad llamado Reprosalud. 

Por otro lado, la ONG MMR recibió 36 millones de dólares de la “U.S. Agency for International Development”, fondos suspendidos a partir de febrero del 2006. La ONG MMR fue removida de la lista de ayuda de USAID por las irregularidades encontradas en la auditoria hecha al proyecto Reprosalud. USAID ha cuestionado, entre otros, el pago irregular que la ONG MMR ha realizado a sus miembros por “consultorías”, así como la evasión de impuestos.  Razón por la que ha iniciado el pedido formal de restitución de fondos asignados. 

Según el "Catholic News Agency" La Agencia de los EE. UU. Para el Desarrollo Internacional anunció esta semana que suspenderá la asistencia económica al grupo feminista "Manuela Ramos" por su uso indebido de fondos para promover la distribución y el uso de la píldora del día después en Perú. Un fracaso evidente, agrega la agencia norteamericana, al no incluir en su literatura medidores de cantidad y calidad del desarrollo del programa que sustenten el uso de los fondos asignados.  Para el caso, los promotores de la salud reproductiva indicaban un aumento en abortos y embarazos no deseados, un problema que Reprosalud debía reducir y no lo logró.  Las “Manuelas", renunciaron a apoyar practicas abortivas, para lograr los fondos necesarios para el proyecto Reprosalud. Pero la doble moral fue evidente, por el apoyo a la píldora del día siguiente.  

Si bien es cierto que en 1998 el MMR y otras ONGs en carta abierta enviada al expresidente Alberto Fujimori, expresaron una preocupación por las violaciones a los derechos humanos.  También es cierto que en la misma dicen:
no descartamos que puedan haber casos aislados en los que como producto del ejercicio individual de los profesionales de salud se vean comportamientos diferentes a los promovidos normados por el Ministerio de Salud. Claramente una posición contradictoria a lo que ahora denuncian. Este cambio de dirección obedece a un solo motivo, las sustanciales reparaciones que podría pagar el Estado peruano, versus las mínimas provenientes de seis profesionales de la salud. Por otro lado, lesa humanidad abriría la puerta para que Alberto Fujimori sea juzgado como autor mediato.  Una figura basada en un gran silogismo y   como dice el Juez Supremo Cesar San Martín releva de mayores rigores de prueba ... en el atribuido e-mail del 11 de marzo del 2008, a Gonzalo del Rio, un año antes de dictar sentencia condenatoria.

En el 2011 Yañez regresa al espectro mediático, apoyando al candidato Ollanta Humala. Para tal efecto, durante la campaña electoral, en un dramático artículo en el diario La Republica, Yañez acusa a Keiko Fujimori y a su entorno político, de santones, de seudoreligiosos, y de misoginia. Yañez  es tan benevolente con ella misma, que se permite lo que no le permite a los que critica: libertad de opinión. ¿No acaso es una "quema moral", pagarse a sí misma como consultora en un proyecto que ella dirige?  No hay que olvidar que la mujer del César no solo tiene que ser, sino parecer. 


Otra falsa premisa de la ONG MMR, es el lema inaugurado por Ana María Yañez y Jennie Dador, cuando dirigieron el fenecido programa de TV “Barra de mujeres", co-producido por el MMR y donde trabajaron Rosa Maria Palacios y Susana Villaran. Barra de mujeres se inicia con el lema “palabra de mujer”,  lenguaje, que intenta apartarse del falogocentrismo (sujeción al domingo patriarcal, Jack Derrida), pero peligroso y contrario al feminismo.  En este contexto el significante “mujer”, es más fuerte que el sujeto al que representa. Consecuentemente condena al sujeto a que se “marchite” y a que viva “el continente oscuro”, o sea el mundo oscuro de su historia, aquella de dominación, del negro, de Africa, del imperialismo, y del colonialismo. De igual forma, el significante “mujer” aunque liberador, abre las puertas del retorno al “falo”, situación incongruente con el pensamiento feminista, cuya premisa se basa precisamente en la liberación de una historia de sometimiento. 

La crítica feminista negra, Kadiato Kanneh, ha indicado los peligros inherentes, en cualquier tipo de reiteración feminista del tema “del continente oscuro”, pues despierta el potencial subversivo de todas las mujeres. Y en lugar de liberar a las mujeres de la exclusividad masculina, “se consigue encerrar a todas las mujeres en una historia en la que flotan libremente entre imágenes de sometimiento negro y dominación imperial. (“Love, Mourning and Metaphor: Terms of Identity.” 1992). Entonces se puede decir que lejos de proclamar una liberación, este enunciado perpetua el regreso a la memoria histórica de opresión  

No hay duda que durante el programa de planificación familiar se cometieron algunos delitos, los cuales deben ser investigados, y sancionados. No hay duda que se violaron los DD.HH de algunas mujeres, y no hay duda que la fiscalía ha encontrado pruebas de culpabilidad en un grupo de seis profesionalesPero no hubo esterilizaciones forzadas como política de Estado. Cabe anotar que durante el gobierno de Alberto Fujimori se dio la primera Ley de Protección frente a la Violencia Familiar, en Latinoamérica; ley que dio inicio a muchas otras leyes en temas de protección de la mujer.  

Finalmente, el discurso feminista de estas organizaciones en su resistencia al dominio histórico, encierra a “la mujer” en un lenguaje aparentemente simbólico, pero peligroso. Este lenguaje no sólo la separa de una identidad propia, sino la envuelve en el “continente oscuro”.  ¿No Acaso Mamerita Mestanza Chávez, merece justicia con nombre propio y no por ser “la mujer” esterilizada? ¿la “mujer” víctima?  ¿Es el lucro más importante que el encontrar justicia para las víctimas?  ¿Es fácil atacar al "santón", como lo es ponerle velitas a las reparaciones?  El Movimiento Manuela Ramos y algunas ONG de DD.HH adscritas a la CIDH, lejos de ayudar a las víctimas, perpetúan la doble castración femenina. Una cometida dolosamente por un grupo de malos profesionales y otra inducida por un discurso feminista estéril, incongruente, y oscuro que vela por sus propios intereses. ¿Palabra de mujer?

PD: Agradezco la colaboración de @Manjindice por la obtención de información histórica relevante a este artículo. 

5 comments:

  1. Está claro, nunca hubo una política o plan de esterilizaciones forzadas. Todo eso no es más que un cuento creado por las ONGs autodenominadas de DDHH, y las ONGs feministas. Estas últimas, "curiosamente", las principales promotoras y defensoras de la planificación familiar y la anticoncepción quirúrgica. Pandilla de rojos sinvergüenzas.

    ReplyDelete
  2. Las ONGs de derechos humanos siguen con esto de las esterilizaciones forzadas por una sola razón: están detrás de las indemnizaciones. Hay que comprenderlos, de eso viven, de demandar al Estado.

    ReplyDelete
  3. Exacto, aún cuando el fiscal, ha encontrado indicios de violaciones a los DDHH, se sigue con la misma muletilla que les ha redituado en el pasado: autoría mediata, ya que esta figura teórica los releva de pruebas. Todo es por dinero, por fondos, por "grants", y por casos que justifiquen su vigencia. No dudo que pueden haber casos validos de delitos, comunes y violaciones a los DDHH, pero no todo puede ser conceptuado dentro de las figuras usadas para juzgar genocidio y grandes casos de lesa humanidad.

    ReplyDelete
  4. El feminismo, tal cual se presenta en el siglo XXI, viene a ser una extensión del materialismo histórico. Todo marxista necesita establecer una confrontación en los sucesos, pues de esa manera se cumple con la dialéctica, al menos con sus presupuestos (la historia de fines del siglo XX ya ha demostrado el fracaso de esa corriente). Para la feminista, el exitoso programa de planificación familiar necesariamente requería de su antítesis, y ahí es donde decide crear las llamadas "esterilizaciones forzosas", ese es el fundamento de toda denuncia que, sobre este tema, se inicia contra el Estado, y tiene que ser obligatoriamente contra el Estado, pues la llamada justicia internacional de los derechos humanos solamente es competente cuando el Estado es el responsable, es por eso que en los llamados crímenes contra los derechos humanos, (en todas sus modalidades) se analizan a los participantes siempre y cuando sus acciones hayan ocurrido en el marco de sus funciones públicas y como actores políticos del Estado.
    Por eso tenemos a ex-ministros denunciados no por su calidad de médicos, sino por haber sido ministros, y por supuesto, para afirmar al Estado como responsable, si además se logra encuadrar el hecho denunciado como una política de gobierno en donde el Presidente es el gestor o impulsor, la fórmula de la denuncia contra los derechos humanos (y digo fórmula pues es eso, una invención sociológica de laboratorios marxistas) queda perfecta.
    Como podemos ver, todo esto de las "esterilizaciones forzosas" es una inferencia cuasiteórica que ha sido llevada, bajo parámetros muy particulares, a los fueros judiciales, pero esta vez bajo la sombra de términos como "derechos reproductivos" o "mujer" que están muy bien explicados en el post.
    Cada vez que leamos una ley o tratado sobre los ddhh, o conozcamos de una denuncia sobre lesa humanidad, fíjémonos en el esquema que se está siguiendo, el cual es el mismo para cada hecho que se pretende regular o denunciar.
    Gracias Berke por este post, análisis de este tipo ayudan mucho a poner un alto contra esta vorágine marxista de estos tiempos.

    ReplyDelete
  5. Claro, tampoco existió el Holocausto. Todas son habladurias malintencionadas no?

    ReplyDelete